Monthly Archives: Septiembre 2016

Danza de Irlanda: su historia

Toda sociedad del mundo tiene o lleva consigo a lo largo de su historia, ya sea corta o muy larga, una serie de comportamientos y expresiones sociales que las caracterizan, las expresiones artísticas no escapan a esto, muy bien sabemos que toda expresión artística de una región es producto de una serie de acontecimientos históricos que ocurrieron y muchas veces ocurren en esa región, al hablar sobre la danza irlandesa es obvio que su creación es producto de la inmigración e invasiones ocurridas en territorio irlandés a través de los años.

Un punto muy importante fue la llegada de la cultura Celta a las tierras irlandesa hace más de 400 años atrás, esto produjo que canciones y bailes celtas se arraigaran en la región y empezaran los cimientos de este baile. Luego de esto tenemos que mencionar como otro punto muy importante en la historia de este baile, la invasión anglosajona normanda que como es típico y repetitivo en cualquier invasión o conquista territorial a lo largo del mundo trajo consigo diversas canciones y bailes que se fusionaron por decirlo con una palabra moderna con las ya establecidas danzas de la región.

Uno de los bailes introducidos por esta conquista anglo-normanda fue el llamado Carol que correspondía a un baile llamativo compuesto de varios bailarines que realizaban este baile haciendo un círculo entre todos.

A mediados del siglo XVI había tres principales bailes irlandeses, Rinnce Fada, Trenchmore y Hey los cuales empezaron a llamar atención de la corona y ya para el siglo XVII ya eran muy populares en todos los bailes de los principales Castillos, en particular el Trenchmore tuvo mucha popularidad debido que fue adoptado por los invasores de Inglaterra y llegando incluso a la corte real de Isabel I, vale destacar que este baile convertido en baile real es una adaptación de un baile tradicional campesino irlandés.

Tenemos que acotar que es evidente el parecido que tienen los bailes o la danza irlandesa con los bailes propios del norte de España, lo cual hace pensar que debieron tener un inicio igual o muy parecido.


ÁNGEL CORELLA

Ángel Corella es un bailarín español que comenzó su andadura de la mano de Karemia Moreno y lo perfeccionó con las técnicas del maestro en danza clásica Victor Ullate.

Corella fue galardonado por sus grandes obras con el Primer Premio en el concurso de Ballet Nacional de España en Valencia. Corella ha recibido numerosos premios durante su larga trayectoria entre los que se encuentra el Gran Premio y la Medalla de Oro del Concurso Internacional de Danza de París. A partir de ese momento, supo a qué sabe las mieles del éxito y formó parte del American Ballet Theatre.

Pero los premios no se quedaron ahí. Corella fue premiado con Premio Internacional “Benois de la Danse” y ganó un Emmy por “El lago de los Cisnes”.

En España también se le ha reconocido su talento. El Gobierno español le otorgó el Premio Nacional de Danza, la Medalla de Internacional de las Artes y con la Estrella de la Cultura.

Pero a la vez que el Gobierno le ha dado tantos reconocimientos también le ha quitado la oportunidad de que los españoles puedan disfrutar de su arte. Años más tarde tuvo que disolver la compañía porque no podía mantener con los gastos.

A pesar de los éxitos alcanzados, decide con el respaldo de su hermana crear una escuela fundación Barcelona Ballet con su nombre con el fin de ayudar a aquellos bailarines que por diversas circunstancias no puede formarse en una escuela de danza.

Corella era el chico de moda, hasta tal punto que se convirtió en “burbujita” de Freixenet junto a la famosa actriz Gwyneth Paltrow.

Su arte ha llegado a todos los lugares. Numerosas personalidades  relevantes como la Reina Sofía de España, George W. Bush o Michelle Obama han podido conocer su elegancia a la hora de bailar.

Su obra más conocida a nivel mundial tiene por título “Bourbon Street”.


Descubre el Joropo venezolano

Este es el baile típico por excelencia con el que se identifican a los venezolanos, el cual va acompañado de su propia música y posee una coreografía muy particular, es tanto así que a muchas de las regiones de ese territorio les cuesta emplear los pasos que se aplican en dicha danza, algo de lo que hemos oído hablar mucho últimamente en España dada la cantidad de venezolanos que están presentes en el territorio, por lo que es muy normal encontrarte con alguno de ellos, por ejemplo si es un Instalador de gas Madrid, o miembro de cualquier otra empresa como las de Antenistas TV Madrid.

En la antigüedad el término “Joropo” estaba asociado a las fiestas que tenían lugar en las regiones llaneras del territorio Venezolano, pero con el pasar del tiempo esa terminología perdió su sentido y el término estuvo cada vez más inclinado al tipo de bailes que se aplicaban en dichas fiestas en combinación con la música sumamente característica para este tipo de movimientos danzantes, a la larga su significado cambio drásticamente y hoy en día el Joropo, cuyo nombre parece salido de una de las herramientas utilizadas por los obreros de empresas como desatascos Guadalajara, es descrito como un tipo de música y baile originario de esa región de Venezuela.

El origen de la palabra es proveniente desde los cimientos mismos de la desobediencia nativa de la región Venezolana, al desmontar por completo el término de Fandango, el cual era utilizado para dar sentido a las fiestas que se suscitaban en aquellas épocas en la nación Española, quienes fueron los que colonizaron a Venezuela, sin embargo los campesinos de esa época decidieron eliminar el término de “Fandango”, y le dieron otro concepto al término de fiestas y reuniones en la sociedad el cual se denominó “Joropo”.

Esta danza y música materializa el sentir de la región latinoamericana al ser algo mestizó combinando instrumentos utilizados en los ritmos aplicados a la música española, como son el arpa y el cuatro, mientras que la combinación de estos instrumentos se establece con la integración de las maracas donde remarca la huella indígena venezolana.

Los destacados estilos de este baile son manifestados en las modalidades del valciao, el escobillao y el zapatiao ambos aplicados dentro de un mismo baile pero utilizados en diferentes tiempos del mismo.

Si se quiere ser testigo auditivo de este tipo de música solo se necesita ir a reparacion de calderas gas Madrid, un lugar de servicio muy animado que se caracteriza por colocar diversas melodías nativas de Latinoamérica.


LOS BENEFICIOS DE LA DANZA

Tras el curso escolar, son muchos los pequeños que tienen mucho tiempo libre y sus padres no saben cómo pueden invertirlo. No se preocupe. No todo es juego, piscina, etc, también hay que pensar que el niño tiene que seguir ejercitándose no solo mentalmente sino físicamente. Nadie piensa en la importancia del baile para los más pequeños.

Estamos acostumbrados a llevar a nuestros hijos a clases de refuerzo o que realice algún deporte como el fútbol o el baloncesto. Dejamos de lado los beneficios que conlleva la danza. Además a través de la danza los niños interactúan con otros niños de su misma edad y pierdan también la timidez.

Además las ventajas de la danza son infinitas: mejora la expresión corporal y facial, adquiere mayor flexibilidad, etc. Hasta en momentos de nerviosismo y estrés, la danza ayuda a relajarte. A su vez como podemos ver en los telediarios, puede combatir la obesidad infantil que va aumentado con el paso del tiempo a pasos enormes.

Pero además de esos factores positivos en lo que la salud física respecta, también enseña ciertos valores que los pequeños deben aprender desde pequeños como es la disciplina, el compañerismo, la constancia, etc.

En algunas ocasiones también lo que se ha convertido en un mero hobby para los niños se ha convertido en una dedicación plena e incluso en una profesión.

Pero también tenemos ciertos prejuicios con respecto al baile porque siempre se ha asociado a niñas y son también muchos niños los que deciden matricularse porque tiene un gran talento para la danza. No podemos coartar a los niños de que dejen de hacer algo porque a nosotros no nos gustan.

Algunos se habrán sentido como la película Billy Elliot. Un niño de 11 años que amaba el baile y quería convertirse en el mejor. Pero su padre quería que siguiera el legado de su abuelo, y le inscribió en una escuela de boxeo pero lo odiaba. Sin que se entere su padre, asiste a sus clases de baile y luchará para que su deseo se cumpla: ser un gran bailarín.


A RITMO DE BACHATA

Gracias a las academias de baile latinos ha aumentado el número de personas que quiere aprender bachata. Muchas personas quieren perder la vergüenza y recurren a este tipo de danza. Es el baile de moda.

Es un género musical muy sensual que se baila en pareja. Su origen procede de la República Dominicana  y la situaríamos en la década de los sesenta. Se combina con otros géneros musicales como el merengue o chachachá.

Al principio el término bachata tenía connotaciones negativas y apenas se vendía en las tiendas música de bachata. Era considerada una música destinada a las clases más humildes. Los primeros hits de música de bachata fueron “Borracho de amor” de José Manuel Calderón (considerado padre de la bachata), pero el más conocido fue el interpretado por Juan Luis Guerra llamado “Bachata rosa”.

Como sabrán la bachata es un baile muy sensual, que incita a bailar muy pegado a tu compañero de baile. Pero también anteriormente se asociaba la bachata a “música de amargue”, a la música nostálgica ya que se relaciona con aquellas personas que dejaban su lugar de origen para buscar una vida mejor en otro país. Lo más característico de este baile ese peculiar movimiento de cadera de un lado hacia otro.

En la actualidad hay numerosos músicos que aboga por este tipo de baile como es el caso de Price Royce o el famosísimo Romeo Santos con su exitosa canción “Propuesta Indecente”.

La bachata nos evoca todo tipo de sentimientos: amor, desamor, deseo, etc. No es la primera vez que parejas profesionales de este baile acaban enamorándose al son de este tipo de música.

Hoy día la bachata se baila en todas las discotecas de España y se ha convertido en un tipo de baile que cualquiera que tenga ritmo le gustaría aprender.